Uso de cookies
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra   Política de cookies
  • Consejos prácticos

Como Ahorrar electricidad: Uso adecuado de los electrodomésticos

05/03/2009
 
 Compartir:
 

La electricidad cada vez esta más cara, siguiendo algunos pequeños consejos podemos reducir la factura eléctrica sin grandes sacrificios.

 
En estos momentos es muy importante controlar el gasto de electricidad del hogar. El ahorro en los electrodomésticos comienza con la correcta elección de los mismos. Sin embargo, hay algunos trucos que podemos seguir para aprovechar al máximo el potencial de aquellos electrodomésticos que tenemos en casa y así ahorrar el electricidad con el uso adecuado de los electrodomésticos .

Ahorrar con el Lavaplatos automático:

  • Aprovechar al máximo su capacidad.
  • Pasar los platos por agua fría antes de meterlos en el lavaplatos, para que la suciedad no se reseque.
  • Colocar las piezas de mayor tamaño en la bandeja inferior. Esta disposición permite una mejor circulación del agua.
  • No conectar el aparato a la toma de agua caliente. Consume menos si calienta el agua fría por sus propios medios.
  • Utilizar siempre que se pueda el ciclo corto y bajas temperaturas. Si los platos no están muy sucios, puede utilizar el ciclo corto o bajarle la temperatura al lavaplatos y el resultado será igualmente bueno.

Ahorrar con la Lavadora:

  • Aprovechar al máximo la carga. Tampoco conviene excederse ya que el lavado con exceso de carga no es eficiente.
  • Evitar las temperaturas altas de lavado. Calentar el agua puede suponer hasta el 90% de consumo eléctrico de estos aparatos.
  • Separar la ropa. Apartar la que esté muy sucia para lavarla a más alta temperatura. La ropa poco sucia se lava bien a 30 - 40 grados.
  • Leer el manual de la lavadora para elegir el programa adecuado. Más tiempo de lavado del necesario consume más energía y estropea los tejidos.
  • Dosificar el detergente según las cantidades indicadas. Un exceso de detergente daña al medio ambiente y da una peor calidad de lavado al dejar restos en el tejido que el aclarado no ha podido eliminar.

Ahorrar con la secadora:

  • Aprovechar al máximo la carga. Tampoco conviene excederse ya que el secado con exceso de carga no es eficiente.
  • Ajustar el tiempo de secado. No es conveniente ni para su bolsillo ni para su ropa el sobre calentar las prendas.
  • Limpiar con frecuencia los filtros. Una secadora limpia será mas eficiente.
  • Mezclar piezas pequeñas con piezas grandes. Ayuda a distribuir mejor el calor dentro de la secadora.
  • Centrifugar lo más posible la ropa. Las lavadoras con alta centrifugación (por encima de las 800 revoluciones por minuto) dejan la ropa casi seca, por lo que se acorta considerablemente el tiempo de secado y se alarga la vida útil de su secadora.

Ahorrar con la nevera:

  • Evitar abrir la puerta de la nevera con frecuencia. Cada vez que se abre la puerta de la nevera se escapa el frío.
  • Mantener las gomas de las puertas en buen estado, éstas deben cerrar herméticamente para que no se escape el frío.
  • Situar la nevera lejos de la cocina (estufa) y fuera del alcance de los rayos de sol.
  • Cuando guarde alimentos cocinados, esperar a que se enfríen los alimentos antes de introducirlos en la nevera.
  • Si su frigorífico es de escarcha, descongélelo con frecuencia, la escarcha crea un aislamiento que puede acarrear un 20% de consumo eléctrico suplementario.

Actividades [A-Z]

actividades encontradas